La guía de ideación de startups (Parte 2) Los 8 pasos para tener una idea para crear una startup

por | Jul 31, 2018 | Opinión

A continuación, explicaremos cuál es el método para tener una idea sólida que permita comenzar una startup en unas horas. Idear es la parte sencilla y divertida de todo proceso creativo, pero hay que recordar que es la ejecución lo importante y que la misma idea ejecutada de dos maneras distintas puede llevar a resultados completamente dispares.

Paso 1: ¿Cuál es tu motivación?

 Al igual que nuestros emprendedores del programa de intraemprendimiento con Adobe Kickbox, el primer paso a la hora de idear es saber por qué quieres tener esa idea.

 Debes ser sincero contigo mismo y anotar en una libreta, documento de word o hoja de excel cual es la motivación intrínseca que te lleva a querer embarcarte en este proyecto. No hay motivaciones equivocadas, puede ser desde convertirte en millonario a simplemente tener una vía de ingresos secundaria que complemente tu fuente de ingresos principal. No importa la motivación siempre y cuando ésta sea sincera.

Paso 2: El problema

Toda gran idea soluciona un gran problema. El segundo paso a la hora de tener una idea es identificar perfectamente el problema, descubrir uno lo suficientemente interesante.

 Un enfoque común es ponerse delante de una hoja de papel y empezar a anotar ideas. Sin embargo, esto provoca que se tenga una visión muy limitada, ya que es muy probable que acabes teniendo ideas íntimamente relacionadas con tu área de interés, lo cual no es malo, pero en esta fase es necesario abrir horizontes.

 Para idear, estableceremos dos columnas en un excel, poniendo en la primera entre 10 y 20 categorías de público objetivo que puedas considerar interesante. Intenta definirlos de una manera genérica. Por ejemplo, gente que le gusta hacer deporte, personas que leen los periódicos todos los días, agencias de software, etc.

 A continuación, en la otra columna, intenta categorizar el público anterior en su clase correspondiente (B2B, B2C, industrias generales, etc.) y, según el modelo de negocio que podrían seguir (ya sea economía de suscripción, venta de leads, compra de un producto, ingresos por publicidad, etc.). Crea una columna para cada modelo de negocio que se te ocurra.

Paso 3: Genera ideas

 De esta manera tendrás 10-20 posibles consumidores, y 5-10 modelos de negocio. Ahora el proceso consiste en intentar encontrar un enfoque que permita desarrollar un producto o idea que encaje en el modelo de negocio y en el público objetivo.

Algunas de las combinaciones no tendrán mucho sentido como, por ejemplo, ingresos por publicidad y jóvenes de 15-16 años, pero puede que inspiren alguna idea que consiga ser interesante.

Es un proceso que lleva cierto tiempo, y para el que es recomendable pararse 5 minutos a buscar información sobre tu posible target antes de descartar una idea. Saber cuáles son sus gustos, necesidades, problemas, soluciones, etc.

Sea lo que sea que se te ocurra, anótalo, y crea una nueva tabla separada (¡no tiene que existir una para cada casilla!).

En cuanto tengas 5-6 ideas que te parezcan sólidas, anótalas, y añade una breve descripción de la misma (en la que puedes entrar en más detalle) y cuál es el objetivo de esa idea y ese modelo de negocio.

Paso 4: Evalúa las ideas

 En este paso se debe partir de las 5-6 ideas generadas en el paso anterior y evaluar una serie de aspectos de manera lo más objetiva posible.

 No importa exactamente los criterios empleados, si no que sean los mismos criterios para cada una de las ideas. Por ejemplo, el tamaño de mercado, la experiencia o contactos que tengas en el sector, que sea un sector en crecimiento, etc.

A continuación, evalúa cada una de las ideas según estas categorías y establece una puntuación numérica para las mismas. Cuando todas las ideas tengan asignadas puntuaciones, es el momento de sumar todas y elegir las 3 que tengan mayor puntuación.

Paso 5: Investiga

Una vez que esas 3 ideas están perfiladas como posibles candidatas, es el momento de hacer investigación, tanto a nivel cualitativo como cuantitativo. Busca a empresas que podrían ser competencia, analiza sus resultados, sus actividades, su financiación, etc. Busca nuevas oportunidades y problemas específicos del área, las noticias, los estudios que se hayan realizado sobre ese campo. Es recomendable que pases al menos una hora de búsqueda para poder hacer un criterio lo más objetivo y profundo posible.

Paso 6: Habla con el cliente

 Uno de los pasos más importantes en el método Lean Startup es obtener el feedback del consumidor y obtener información de los mismos.

Este es el momento ideal para hacerlo. Sal a la calle y habla con posibles consumidores de la idea. Cuenta la idea y observa cómo reaccionan, qué interés muestran, escucha su posible feedback y, sobretodo, intenta aprender lo máximo posible de la conversación.

Puedes utilizar compañeros de trabajo, amigos, familiares o incluso pequeños comercios locales que estén dispuestos a participar, lo importante es que aproveches esta etapa para hablar con la mayor cantidad de gente posible.

Paso 7: El modelo de negocio

 Por último, hay que elaborar un breve modelo de negocio en el que se establezcan las líneas básicas de cómo se van a generar los ingresos, cuál es el target, los gastos, la ventaja competitiva única, etc.

Puedes emplear el Lean Canvas para poner de una manera muy visual todo el plan de negocio de tu idea. El objetivo es tener claras las líneas generales, no entrar en un detalle demasiado profundo, si no a grandes rasgos poder evaluar todas las características del modelo de negocio de tu idea y compararlo de una manera sencilla con las otras ideas.

Paso 8: La elección

 Por último, sólo queda lo más sencillo: elegir.

 De las tres ideas que has seleccionado y con las que has pasado tiempo estudiando el mercado, habrá una que sea la que más interés despierte en ti, la que más emocionante haya sido investigar, o todo lo contrario, puede que sea la única superviviente después de hacer un análisis más en profundidad.

 Sea como sea, debes elegir aquella idea que provoque que tengas ganas de seguir trabajando en ella durante mucho tiempo. Porque lo fácil es la idea, lo difícil es la ejecución.

Es el momento de ejecutar…

Después de generar las ideas y quedarse con una ganadora, toca el siguiente paso, que es llevarla a cabo. No siempre las mejores ideas acaban convirtiéndose en buenos proyectos, pero al menos, tendrás un buen punto del que partir.

 

 

Como posicionar la pagina web de tu startup

Si quieres posicionar la página web de tu startup, hay una serie de puntos básicos que debes tener cubiertos. Descúbrelos en esta entrada: Los fundadores exitosos de startups, ecommerces, cadenas de distribución y compañías encargadas de “hacer la vida más fácil desde...

Descubre el origen de los viveros de empresas

Los viveros de empresas se han convertido en una opción para potenciar las empresas y poder tener un espacio de trabajo asequible. Pero, ¿sabes cuál es su origen? Los viveros de empresas, como el de ABANCA innova, cumplen una función muy importante a la hora de...

Los 5 errores de grandes empresas que son difíciles de creer

Las grandes empresas, también se equivocan. A veces de manera espectacular. Descubre 5 errores de grandes empresas:Hablamos muchas veces de los errores de las pequeñas empresas, de las startups que cometen errores en sus fases iniciales y que les sirven para aprender...